¿Cómo se fabrican las toallas de algodón?

category405

Toallas, ¿qué haríamos sin ellas? La verdad es que su uso es crucial en la vida diaria: para el baño, para el gimnasio, para la higiene, le debemos mucho a este preciado artículo del hogar. Es increíble la forma en que absorbe todos los líquidos de manera tan rápida, pero la verdadera magia sucede en la fábrica. Crearlas implica un proceso minucioso e industrializado que va desde la selección de lana hasta el empaquetado para su distribución. Si la curiosidad te mata, hoy en Mundo Personalizado te explicaremos paso a paso cómo se fabrican las toallas de algodón.

Manufactura de una gran toalla

Te podrás imaginar que este maravilloso proceso depende mucho de la fábrica y, por supuesto, las características del producto. El hilo utilizado va a depender del acabado que se desea lograr en la toalla y su calidad. En el caso del algodón, que es el más convencional, este se convierte en hilo a través de un aparato giratorio, el cual luego es trenzado con otro igual para lograr un filamento doble. Mientras más veces sean girados por pulgada los hilos para trenzarlos, más gruesa y resistente podrá ser la toalla. Con esta trenza será elaborada la estructura de la toalla. A este proceso se le llama hilado, lo que sucede después depende de los manufactores.

Algunos optarán por teñir el hilo inmediatamente, otros lo harán después que la toalla esté lista y completa. Para ello se utiliza un tinte de telas especial. De cualquier forma, luego del hilado y el trenzado se procede al correcto tejido de la pieza. Este proceso va a determinar en gran parte la resistencia, el valor y la calidad en general del producto final, en conjunto con el tipo de material y el número de giros hechos por pulgada a los hilos durante el proceso de trenzado.

Toallas para todos los gustos y necesidades

Una vez que la tela está ya hecha mediante el tejido es primero decolorada para así obtener el lienzo perfecto y luego ser teñida en los colores de preferencia de acuerdo al gusto del público, incluso pudieran ser patrones o estampados. Se cortan las piezas en tamaños estándar, se le coloca la etiqueta y se procede a hacerle el ruedo, todas estas tareas las realiza una sola máquina, ¿no es fascinante?. Algunos modelos están más bien tejidos o bordados en los extremos, y algunas veces se les puede aplicar cenefas ornamentales a las toallas para darle un toque exclusivo y elegante perfecto para hoteles, posadas u hogares con un diseño art déco.

Ya sabemos cómo se fabrican las toallas de algodón, finalmente existe un personal encargado de hacer inspecciones para verificar que los cortes sean prolijos, que el teñido haya quedado uniforme y el tejido de manera correcta. Una vez que un lote haya sido aprobado por este maravilloso equipo, se dobla cada toalla, se le colocan las etiquetas si es necesario y se empaquetan para ser almacenadas en un depósito donde esperarán su pronta distribución, depende de ti si quieres tener Toallas Personalizadas.

El producto final y sus múltiples usos

Este increíble proceso de cómo se fabrican las toallas de algodón es facilitado en niveles incalculables por la maquinaria moderna, permite que podamos disfrutar de todo tipo de toallas: para el rostro, para las manos, para la playa, para el baño, el gimnasio, para niños, adultos, en talla pequeña, mediana o grande, sencillamente para lo que se nos ocurra. Por eso son fabricadas en diferentes tamaños para aprovechar sus distintos usos con mayor practicidad.

Así que ya has matado la curiosidad, la próxima vez que tomes un baño o estés haciendo ejercicio no te preguntarás más cómo se fabrican las toallas de algodón. La verdad es que el proceso no difiere mucho de la fabricación de cualquier otro textil pero en este caso se deben aplicar una serie de medidas para que la tela sea de mayor absorción y resistencia, sin embargo las toallas pueden ser modificadas al igual que las camisetas personalizadas ya sea con bordado, serigrafiado o impresión digital si es de material sintético.

¿Qué clase de toallas utilizas más? Recuerda que las hay de muchos tipos además del algodón, como microfibra, en acabado rizo, microalgodón, ¡incluso algodón egipcio! Déjanos tus opiniones y comentarios, nos interesa conocer tu experiencia, y si te ha gustado este artículo no dudes en compartirlo en tus redes sociales.

Posted in

Andreína Casado

Deja un comentario